¿Cómo fomentar la lectura en verano?

Fomentar la lectura en nuestros hijos es parte de nuestra responsabilidad como padres y puedes ser una solución lúdica y didáctica, junto al deporte y a los juegos, para mantenerles separados de las pantallas durante las vacaciones de verano. Leer es una actividad que nuestros hijos pueden disfrutar durante el enorme tiempo libre que tienen en estas fechas.

Y para que ellos la disfruten, es importante que noten esa pasión en casa: que vean que la lectura es una actividad fascinante, a la que dedicamos horas, y que compartamos este hábito en familia. Si les transmitimos a nuestros hijos que la lectura es buena en sí misma y conseguimos que sean ellos los que elijan leer de manera natural, habremos dado con la clave del éxito.

Hoy en día, los niños se encuentran expuestos a una cantidad de estímulos abrumadora desde las distintas pantallas: bien sea la televisión, los móviles, las tabletas o los videojuegos. Lo que conlleva a que los adultos debamos mostrar una implicación mayor por la lectura.

La importancia de leer en verano

Acudir a la librería en familia durante los primeros días de las vacaciones puede ser una buena idea. Allí podrán elegir un libro acorde a sus gustos y a su edad. Si dejamos que ellos decidan qué van a leer, dentro de lo que sea acorde con su edad,

Les haremos partícipes de la elección y su motivación para leer será mayor, sintiéndose más libres y cómodos con la lectura.

Además, podemos dejarles “a la vista” distintas lecturas que nosotros podamos considerar como apropiadas, clásicos de la literatura que podemos colocar en sitios estratégicos de nuestras estanterías para que sean ellos, de manera casual, los que descubran estos libros.

Las vacaciones de verano nos permiten a toda la familia disfrutar de algo tan placentero como leer al aire libre. Ya sea en el jardín de casa, en la piscina o en la playa, siempre será una actividad más grata si la hacemos en contacto con la naturaleza.

Y si queremos ejercitar la mente de nuestros hijos y fomentar su creatividad y habilidades lingüísticas, una buena idea es leer en voz alta. Una práctica que mejorará su motivación al hacerles partícipes de una actividad en familia en la que además podemos recompensar su trabajo y destacar sus cualidades.

Durante las vacaciones de verano es importante mantener el hábito de la lectura para que su creatividad y sus ganas de aprender no decaigan. Para evitarlo, es es importante que saquen un poco de tiempo al día para leer.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *